Instagram
¡Síguenos en Instagram! @WOAO88unoFM y se un Duro de la Zona…   -   Escucha nuestra señal en vivo desde tu Android, iPhone o Windows Phone descargando nuestra APP búscala como ¨WOAO APP¨ totalmente GRATIS…!   -   Descárgala en 140 caracteres… ¡Síguenos en Twitter! @WOAO88unoFM   -   Ahora también en la web somos SORPRENDENTE!!!   -   Súbele el volumen a tu radio… disfruta de los temas más sorprendentes!!!   -   
abril 9, 2014

El Atlético maniata al Barça y avanza a las semifinales de Champions

atle2

La Champions es una evolución de la Copa de Europa. En esencia, lo mismo. Pero no iguales. De la segunda, el Atlético alcanzó una final que perdió en el partido del desempate con un Bayern que, con permiso de una Recopa anterior, conquistó su primer gran título universal. De la primera, con sus reformas y ampliaciones, el techo rojiblanco eran los cuartos. Hasta este miércoles. Porque el Atlético del partido a partido, el del cholismo, se clasificó para las semifinales de la máxima competición continental después de doblegar a un Barça al que pudo finiquitar en la primera parte, con hasta tres balones a la madera, y al que supo contener en una segunda de nervios y pasión. El Atlético volvió a demostrar que sabe defender al Barça; el Barça evidenció que no sabe atacar a los madrileños.

Un duelo sincero, y de carácter, donde cada equipo desplegó sobre el césped el repertorio de sus bondades. O al menos lo intentó. Faltaban Diego Costa y Arda Turan en las filas locales, lo cual es mucho a la hora de morder. Pero el Barça afrontaba el duelo con muchas fisuras atrás pese a su potencial ofensivo. Los catalanes se mostrarían más melancólicos con las bajas, porque pese a un primer aviso de Messi desde fuera del área a los dos minutos, la presión avanzada local puso a prueba constantemente el rigor defensivo culé. Una presión que, colateralmente, difuminó el alma de un Barça que en la primera parte apenas pudo explotar la creatividad de Xavi e Iniesta y la aportación de Sergio Busquets.
Un disparo alto de Raúl García en las postrimerías del tercer minuto de juego supuso el pistoletazo inicial a los mejores momentos de un Atlético que desquició al Barça con una presión avanzadísima. Un remate de Adrián, buen partido el suyo, fue repelido por la cruceta y derivó en un servicio de Villa, una asistencia de Adrián y un balón al fondo de la mallas remachado por Koke con la testa. 1-0. Delirio. E insistencia. Un volver a empezar que aportó un travesaño de Villa (min 10) y otro palo para el asturiano (min 18). El Barça, inexistente en defensa hasta ese momento, con Pinto exponiéndose porque no tiene el juego de pies de Valdés, rifando balones de primeras (verídico, visto en el Vicente Calderón), se encontró con un cabezazo de Messi (min 12) y un disparo de primeras del argentino tras un buen servicio de Neymar, túnel a Tiago previo, como mejores ocasiones. Las dos fuera. Y Neymar, siendo el mejor de los suyos, haciendo la guerra por su lado.
El Atlético, sin sentencia ante un Barça con el que había encadenado tres empates, se marchó al descanso con la mitad del trabajo hecho, con dudas sobre un posible penalti sobre Adrián (min 41) y otro de Godín sobre Cesc (min 42). Aunque sabiendo que el margen de error era el mínimo. Fiel a su cohesión defensiva, no pudo contener a un Barça mejorado por su  necesidad en el arranque del segundo tiempo. Y entonces apareció Courtois, porque todo gran equipo tiene un gran portero. El belga frustró un mano a mano de Neymar (min 47) y, resbalado accidentalmente en la jugada siguiente, fue testigo directo de un tiro de Xavi que se marchó por encima del larguero con todo rojiblanco batido en cinco metros a la redonda.
Los hombres del Cholo, consagrados a la defensa y el contragolpe, fueron asentándose con el paso de los minutos. Mantenía alejados de su área a los estiletes rivales y se encontraba con nuevas opciones para cerrar el marcador. Como en un contragolpe en el que Pinto frenó a un Diego Ribas optó por tirar (min 64) o un sangrante mano a mano de Gabi que el canterano mandó al pie del portero gaditano, ya batido (min 69). En otro contragolpe genial Mascherano cometió penalti sobre Villa con una carga bestial (min 71), pero Howard Webb mandó continuar. No se complicó la vida el británico ni con alguna que otra entrada fea.
El Barça intentaba montar un cerco al área de Courtois, pero sufría para romper el corsé rival, una presión que renovó sus bríos mediada la segunda parte y solo concedió una falta al borde del área (que Messi mandó a la barrera) y un cabezazo de Neymar (min 77) que se fue lamiendo el poste izquierdo. Con el acercamiento al final, el Barça se atenazó, ni creó ni jugó directo; el Atlético ganó en posesión, tan cómodo como parece encontrarse en la gestión de lo inesperado. La tuvo el Cebolla, que bajó un gran pase lejano de Diego, se lanzó con todo y la rompió contra el pecho de Pinto. No llegó el 2-0, pero valía el 1-0. Y el golazo de Diego Ribas de Barcelona se revalorizó para empujar al Atlético, cuatro décadas después, a esta ronda en la máxima competición continental del momento. Entonces fue la Copa de Europa. Ahora, la Champions. “Este equipo no tiene techo”, proclamaba Koke según llegó el pitido final en Canal +. Próxima estación, semifinales.

FUENTE: 20  minutos
ARTÍCULOS RELACIONADOS
COMENTARIOS
© Todos los derechos reservados 2013 Woao 88 Uno Fm, C.A Contacto | Publicidad
Desarrollado por: Antipasto